GREMIALES

INTERNA QUE NO CESA

ANUSATE denunció agresiones de parte del oficialismo

El espacio opositor a la actual conducción de la Asociación Trabajadores del Estado de Río Grande, dio a conocer un documento donde denuncian haber sido “salvajemente agredidos” por miembros de la agrupación Carlos Casinelli que lidera Marcelo Córdoba.

La conducción local de ANUSATE mantiene una tirante relación con el oficialismo desde hace varios años.
La conducción local de ANUSATE mantiene una tirante relación con el oficialismo desde hace varios años.

La Agrupación Nacional de Unidad y Solidaridad de la Asociación Trabajadores del Estado (ANUSATE) de nuestra ciudad, denunció a sus pares de la Agrupación Carlos Casinelli -actual conducción del gremio estatal- por supuestas amenazas y agresiones a manifestantes del primer espacio durante el reclamo de los enfermeros en el Hospital Regional Río Grande.

En conferencia de prensa y con un escrito que difundieron en las redes sociales, los dirigentes de ANUSATE denunciaron a la conducción de Marcelo Córdoba en lo que se puede definir como el primer round de una extensa pelea que tendrá como colorario las elecciones internas de mediados de agosto para definir quién presidirá la seccional local de ATE el próximo periodo.

Sin entrar en detalles respecto de los hechos violentos y el amedrentamiento que aseguran haber sufrido, el espacio que lidera Marcelo Mansilla carga las tintas sobre Córdoba y su agrupación, al tiempo que aprovecharon para lanzar un mensaje de tono electoral, siempre contrario al sector azul.

El documento que aseguraron expresa “la voluntad de todos los compañeros del espacio”, comienza diciendo que “las trabajadoras y los trabajadores que conformamos ANUSATE denunciamos públicamente hechos gravísimos sucedidos durante la jornada de paro de los compañeros y compañeras enfermeros, cuando miembros de la agrupación Carlos Casinelli, agredieron salvajemente y amenazaron a compañeros que se encontraban acompañado la medida con el único fin de amedrentarnos, en un claro intento de desalentar nuestra militancia de cara a las elecciones de ATE”.

“Repudiamos este tipo de prácticas antisindicales y desleales y responsabilizamos al secretario general de ATE Río Grande, Marcelo Córdoba, por la conducta de delegados, congresales y/o integrantes de la comisión, como así también de las prácticas que los mismos implementan”, aseguran.

Y prosiguen: “Repudiamos el retroceso nefasto donde militar era un riesgo, retrotrayéndonos a épocas dictatoriales y bajo ningún punto convenimos ni aprobamos las patotas sindicales que actúan, como pirañas y por encargo, sobre quienes se opongan a su metodología y política”.

“Siempre hemos sido críticos sobre la conducta de la actual conducción y no será a través de los golpes ni la violencia que podrán silenciarnos. La connivencia histórica con los gobiernos de turno, solo se han traducido en pérdida de derechos y poder adquisitivo de los trabajadores”, aseguraron.

Ya en un tono más electoralista, ANUSATE aclaró que “seguiremos denunciándolo a pesar de los intentos fallidos de amedrentamiento. Desde hace años somos la oposición a esta conducción inerte que solo ha sabido ponerse al servicio del poder político de turno, olvidándose de quienes los llevaron al lugar que ocupan”.

“Reafirmamos nuestra compromiso de continuar en el camino de la recuperación de nuestra herramienta sindical junto a los trabajadores y las trabajadoras porque para nosotros, ATE no es del Gobierno ni de los partidos políticos; es de los trabajadores y las trabajadoras y no vamos a descansar hasta devolverle a la clase obrera estatal y municipal, el sindicato que nos merecemos, al servicio de una clase y no de patrones o fuerzas políticas que negocian por debajo de la mesa”, cierra el comunicado.

Compartí esta noticia



MÁS DE GREMIALES